Tel: (+34) 971 436 546

Institutos y universidades

Está demostrado que una buena climatización de las aulas aumenta la capacidad de aprendizaje y concentración de los alumnos. ¿Pero es suficiente una ventilación mediante apertura de las ventanas en las pausas? En muchos colegios e institutos, los alumnos estudian en aulas pequeñas y no climatizadas. Ya poco después del comienzo de la clase, la concentración de CO2 puede alcanzar niveles preocupantes. Cuanto más aumenta el contenido de CO2, más notamos sensación de cansancio, dolores de cabeza y falta de concentración. Podemos afirmar que el oxígeno (entre algunas otras cosas) es la basa de cualquier éxito de aprendizaje.

Una ventilación por apertura de ventana conlleva muchas desventajas. Aparte del elevado ruido presente en muchos entornos urbanos, se introducen partículas de polvo y polen. La entrada de aire frío y las corrientes de aire disminuyen el bienestar. En invierno se suele reducir su apertura a un mínimo por los alumnos sentados cerca de las ventanas. Pero no es solamente un problema de confort, sino también de consumo energético. A través de cada ventana abierta, se pierde valiosa energía.

Por estas razones, una ventilación y climatización continua, al ser posible con regulación en base al nivel de CO2, es una buena aportación para asegurar el éxito en el aprendizaje, y controlar al mismo tiempo el gasto energético.

Una universidad con todas sus facultades es como una ciudad pequeña. Edificios con distintos perfiles de aplicación tienen que integrarse en un concepto global, un reto exigente también para la climatización. El tipo de recinto predominante suelen ser las aulas, con necesidad de una climatización confort para facilitar un alto rendimiento de estudiantes y profesores. Lo mismo vale para las oficinas de profesores y administración. Casi cada universidad dispone hoy en día de un centro de cálculo o de una sala de servidores. También encontramos laboratorios, algunos con salas blancas, restaurantes con cocina e instalaciones deportivos, incluso con piscina cubierta. Un concepto integral de climatización puede combinar diferentes demandas térmicas y conseguir ahorros energéticos. 

Las soluciones de Menerga:

Menerga ofrece para cualquier espacio escolar y universitario los equipos de climatización más eficientes. No solamente para la climatización confort de las aulas y oficinas, sino también para el control del ambiente en los laboratorios, la climatización de las salas de servidores o de las instalaciones deportivas.